¿Aprovechamos bien el geoposicionamiento en el medio rural?
02 Jul 2014

¿Aprovechamos bien el geoposicionamiento en el medio rural?

Llevo ya más de tres meses trabajando en la identificación y catalogación de recursos para el proyecto RuMapps, recogiendo datos de casi la totalidad del territorio rural de la Región de Murcia, y me siento algo decepcionado de como, un recursos tan importante como es el geoposicionamiento de estos recursos (más aún si se trata de negocios o de si se encuentran en zonas externas a los pequeños núcleos de población) no se está tratando correctamente.

Fundamentalmente, me he encontrado con dos situaciones, muy diferentes entre ambas:

a) No existe la georreferenciación del recurso.

¿Y cómo quieres que te encuentren? No digo que tu negocio (casa rural, hotel, restaurante, etc.) esté colgado en Google Maps (que sería lo suyo), pero tienes que dar algunas pistas para poder localizarlo más fácilmente. A todos aquellos que tienen una dirección postal “normal”, vaya que pase. Pero a todos aquellos que se encuentran en Parajes, en direcciones postales “s/n”, o en rincones perdidos, creo que es fundamental que, de alguna u otra forma, des la facilidad a tu usuario de encontrarte sin tener que perderse, y así favorecer la experiencia del usuario.

¿Y cómo lo hacemos? Pues hay muchas formas, pero las dos más básicas serían o registrar nuestro negocio en Google Maps (para así estar indexado de paso por Google y favorecer nuestra presencia en la red) para que el usuario pueda encontrar las instrucciones para llegar cómodamente (recordad que la versión app de Google Maps en nuestros dispositivos móviles nos puede servir cómo GPS y llevarnos a la puerta del negocio) o incluyendo, en nuestra página web, redes sociales, etc. las coordenadas GPS de nuestra ubicación para que se las podamos incluir al navegador o con otras herramientas, poder obtener las instrucciones para llegar (como Vía Michelín, por ejemplo). Existen otras formas (foursquare, directorio de empresas, etc.) pero digamos que estas serían las dos más útiles y sencillas de cara al usuario.

b) Existe, pero no funciona correctamente.

Prácticamente, todas las webs utilizan la API de Google Maps para marcar un punto en el mapa y que el usuario lo pueda localizar. En este caso, no estamos hablando de registrar un negocio o punto de interés en Google, si no que estamos utilizando su API para marcar un punto en concreto, que sólo tiene sentido en nuestra web.

Pues a todos los que utilizan este API, por favor, revisad su correcto funcionamiento cada cierto tiempo. Me he encontrado con páginas webs de turismo completas donde no se muestra ni un sólo punto: sólo se abre una pequeña ventana y nos muestra el mapa, pero no podemos ver la información que requeríamos. Utilizar estos servicios externos conlleva este problema: cada cierto tiempo, se puede producir una modificación que puede hacer que nuestra web no funcione como debería, así que debemos asegurarnos de su funcionamiento cada cierto tiempo. Es fundamental que funcione correctamente si queremos ayudar al usuario/cliente a localizarnos y en profundizar su experiencia con nosotros.

Al resto de negocios, los que poseen una dirección postal convencional, digamos que lo tienen más fácil, ya que con herramientas podemos localizar fácilmente el punto y localizarlo directamente. Y tú, ¿que opinas del uso de la georreferenciación? ¿Te ha pasado en alguna web lo que te comento?


Fernando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *